Hoy Más que Nunca: Dios te Salve, Patria Sagrada

A 200 años de tu independencia, y hoy más que nunca, Dios te salve, querida Patria sagrada:

  • Del irrespeto a tus símbolos patrios,
  • De la explotación irresponsable de tus recursos naturales,
  • De la violencia incontrolable tan arraigada en tus hijos,
  • De la ignorancia y conformismo de tus ciudadanos,

Pero sobre todo, Dios te salve

  • De tu propio pecado por medio del evangelio,
  • De la idolatría que siempre has tenido por los políticos,
  • De los mismos de siempre que ahora te gobiernan,
  • De la represión de los disidentes por parte de tu gobierno,
  • Del endeudamiento histórico del que eres víctima,
  • De la inmoralidad notoria de tus gobernantes,
  • De intentos oficiales por redefinir la familia,
  • De intentos oficiales por redefinir la forma de gobierno,
  • De intentos oficiales por expulsar a Dios de la educación,
  • De intentos oficiales por redefinir la sexualidad,
  • De intentos oficiales por promover el aborto y la eutanasia,
  • Del uso profano que tus gobernantes hacen del sagrado Nombre de Dios para ganar votos.